Saltar al contenido

La estación de autobuses de Cáceres tendrá fachada vegetal y nueva cubierta

2 septiembre 2022

GUÍA DE LA CONSTRUCCIÓN

La estación de autobuses de Cáceres tendrá fachada vegetal

INFORMACIÓN DE LA CONSTRUCCIÓN

La estación de autobuses de Cáceres tendrá fachada vegetal

  • La Junta formalizó ayer el contrato de obra por 209.000 € y un plazo de cuatro meses. Financiado por la UE, se trata de un prototipo innovador para aplicar soluciones sostenibles

La Estación de Autobuses de Cáceres será objeto de un proyecto innovador que incorporará nuevos materiales aplicados a la envolvente del edificio para mejorar su eficiencia energética.

Se trata del programa europeo Innoinvest, que pretende fomentar la I+D+I empresarial en productos y servicios energéticos relacionados con la construcción. Dentro del mismo se incluye el desarrollo de distintos prototipos en diferentes actuaciones promovidas desde la Junta de Extremadura.

Una de ellas será la reforma de la estación cacereña, que lucirá un «jardín vertical», es decir, cubrirá buena parte de su primera planta con vegetación para lograr dos objetivos: mejorar el control de la temperatura y el aislamiento acústico.

Esta obra, que cambiará el ladrillo actual por un agradable acabado ‘verde’, además de reformar la cubierta, sustituir la

NOTICIAS DE CONSTRUCCIÓN

carpintería exterior y acometer otras actuaciones de climatización y albañilería interior, ha sido adjudicada el 30 de agosto a la empresa Construcciones Jiménez Nevado por un importe de 172.787 euros (209.072 con IVA).

El contrato, formalizado ayer mismo en un solo lote, establece un plazo de ejecución de cuatro meses a contar desde la fecha de comprobación del replanteo.

El proyecto Poptec Innoinvest se nutre de los fondos europeos del programa Interreg para desarrollar proyectos en España y Portugal.

Dentro de la acción 2.3 denominada ‘Demostración (prototipos) y patentado’, contempla trabajos de diseño, fabricación y montaje con materiales innovadores en seis edificios de la región.

De ellos, la Dirección General de Arquitectura de la Junta debe desarrollar tres. Uno será la obra de la estación cacereña como prototipo, con criterios de contratación pública ecológica, promovida por la Consejería de Movilidad, Transporte y Vivienda.

Estudio de resultados

Concretamente, en este recinto se tienen que llevar a cabo tres soluciones distintas con materiales innovadores aplicados a la envolvente del edificio para incrementar la eficiencia energética, muy importante en un gran inmueble por el que pasan a diario miles de personas, abierto hacia el exterior, junto a unos andenes por los que circulan continuamente vehículos de transporte público. Preferentemente estas tecnologías deberán desarrollarse sobre la cubierta y los cerramientos, en fachadas con distinta orientación, y así se cumplirá en la estación de autobuses.

Pero además, se realizarán simulaciones de eficiencia energética que permitirán comparar los resultados obtenidos una vez terminada la obra con los que proporcionaría una rehabilitación estándar, y también con la situación de partida.

Por tanto, será una actuación especial en este edificio situado en el nº 4 de la calle Túnez, construido en los años 80 mediante

estructura de pilares y forjados de hormigón armado, muros de ladrillos,

perfilerías exteriores de aluminio y vidrio simple, y cubierta plana con terminación de grava. Los trabajos se centrarán especialmente en la primera planta, de 15,10 x 11,50 metros, rectangular, con uso diario de oficina. Experimentará un importante cambio en la mayor parte del muro exterior, ya que se realizará una fachada ventilada con acabado de ‘muro verde’,

compuesta por aislamiento térmico de paneles aglomerados de corcho expandido, y una estructura soporte de acero laminado y galvanizado en caliente para el anclaje de dicha fachada vegetal,

formada por paneles con soporte de PVC celulares sobre los que se anclará el panel de lana de roca para la colocación de las especies vegetales. Habrá de 20 a 40 plantas por metro cuadrado.

En la zona de la esquina donde no está previsto el jardín vertical, se demolerá el muro ahora existente para sustituirlo por

una nueva fachada compuesta de muro de bloque de tierra comprimida, compuesto de tierras seleccionadas y cal hidráulica natural.

Refuerzo en la cubierta

En cuanto a la cubierta del recinto, tras la eliminación del material de acabado de la actual estructura, se colocará aislamiento térmico de paneles aglomerados de corcho expandido, en doble capa, y como

material de protección se sumará otra capa de 10 centímetros de corcho natural con un mallazo en su cara superior. También se incorporarán celosías de lamas metálicas y un vierteaguas de aluminio.

Respecto al forjado volado en las fachadas Noroeste y Noreste, allí se ejecutará un falso techo de paneles acústicos de viruta de madera fina y magnesita, de color natural, con cantos vivos y suspendidos.

Finalmente se contemplan otras actuaciones como el pintado completo del interior de la primera planta, la reposición de las tabiquerías afectadas por la demolición de una parte de la fachada, y la eliminación de aparatos de climatización antiguos anclados a la fachada para su reciclaje o emplazamiento en la cubierta, así como la reubicación de los radiadores y de las canalizaciones existentes para informática y comunicaciones.

El proyecto Poptec Innoinvest se nutre de los fondos europeos del programa Interreg para desarrollar proyectos en España y Portugal.

Dentro de la acción 2.3 denominada ‘Demostración (prototipos) y patentado’, contempla trabajos de diseño, fabricación y montaje con materiales innovadores en seis edificios de la región. De ellos, la Dirección General de Arquitectura de la Junta debe desarrollar tres. Uno será la obra de la estación cacereña como prototipo, con criterios de contratación pública ecológica, promovida por la Consejería de Movilidad, Transporte y Vivienda.

Refuerzo en la cubierta

En cuanto a la cubierta del recinto, tras la eliminación del material de acabado de la actual estructura, se colocará aislamiento

térmico de paneles aglomerados de corcho expandido, en doble capa, y como

material de protección se sumará otra capa de 10 centímetros de corcho natural con un mallazo en su cara superior. También se incorporarán celosías de lamas metálicas y un vierteaguas de aluminio.

Respecto al forjado volado en las fachadas Noroeste y Noreste, allí se ejecutará un falso techo de paneles acústicos de viruta de madera fina y magnesita, de color natural, con cantos vivos y suspendidos.

Finalmente se contemplan otras actuaciones como el pintado completo del interior de la primera planta, la reposición de las tabiquerías afectadas por la demolición de una parte de la

fachada, y la eliminación de aparatos de climatización antiguos anclados a la fachada para su reciclaje o emplazamiento

en la cubierta, así como la reubicación de los radiadores y de las canalizaciones existentes para informática y comunicaciones.

Concurso desierto

Aunque ahora parece más necesaria que nunca la búsqueda de estos nuevos prototipos para lograr edificios mejor climatizados con el menor gasto

energético posible, hay que subrayar que la obra estaba ya prevista antes de comenzaran a dispararse los

combustibles, por lo que su conveniencia no ha hecho más que aumentar en este último semestre.

Lo que ocurre es que el concurso, iniciado el 21 de diciembre de 2021 con el arranque de los expedientes de contratación, 

salió a licitación en enero de 2022 pero no se presentó ningún licitador, lo que ha obligado a la Consejería de Movilidad a iniciar un nuevo procedimiento para llevar a cabo la obra.

Y así ha sido. Este verano, la propia consejería ha desarrollado un procedimiento rápido de licitación de negociado sin publicidad, invitando a cinco empresas a sumarse al mismo. Finalmente la adjudicación se ha realizado a la empresa Construcciones Jiménez Nevado.

En aumento: a por los 500.000 viajeros

Inaugurada en febrero del año 1987 para sustituir al viejo recinto de la calle Gil Cordero, la Estación de Autobuses de

Cáceres tiene unos 15.000 metros cuadrados y suficiente espacio para casi medio centenar de autocares. 

Aunque en principio se construyó a las afueras, frente a la estación del ferrocarril, es cierto que con el tiempo ocupa una

ubicación estratégica en plena variante de la N-630 y junto a la avenida de la Hispanidad, con acceso directo a la ronda Este.

Hoy está prácticamente rodeada de viviendas y espacios de servicio público, como el Palacio de Congresos, el pabellón multiusos o el nuevo tanatorio Serfátima.

Según la información facilitada desde la propia dirección de la estación cacereña, mensualmente pasan por ella entre 3.600 y 3.800 autocares que trasladan a

cacereños y otros viajeros a distintos puntos de la comunidad extremeña y de la geografía española. El último registro correspondiente a junio situó esa cifra en 3.900 autobuses, debido al inicio de la movilidad estival y al final de la pandemia.

De hecho, la estación registraba 500.000 viajeros anuales en 2019, antes de las restricciones por el covid. En 2021, último ejercicio computado, contabilizó 310.000, ya en creciente recuperación tras el parón de la economía en 2020. Durante 2022 continúa ese repunte.

Fuente* El Periódico Extemadura

La estación de autobuses de Cáceres tendrá fachada vegetal y nueva cubierta

TE PUEDE INTERESAR

NOTICIAS DE CONSTRUCCIÓN

NOTICIAS DE CONSTRUCCIÓN

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad